9
Ordet (La palabra)
4,5 estrellasTítulo original: Ordet
Año: 1955
País: Dinamarca
Duración: 120 min.
Género: Drama
Categoría: Laicos, Protestantes
Calificación moral: +13
Director: Carl Theodor Dreyer
Guión: Carl Theodor Dreyer
Música: Paul Schierbeck
Fotografía: Henning Bendsten
Reparto: Henrik Malberg, Emil Hass Christensen, Birgitte Federspiel, Preben Lerdorff Rye, Cay Kristiansen, Ann Elizabeth

Se desarrolla en 1930, en una pequeña comunidad rural de Jutlandia, Dinamarca. El anciano Morten es un granjero de profundas creencias, padre de tres hijos. Mikkel, el mayor, y su esposa Inger esperan su tercer hijo. Johannes es considerado como un loco, porque después de estudiar teología cree que es Jesús y Anders se ha enamorado de Anne, una joven cuya familia tiene unas creencias cristianas que pertenecen a otra corriente, motivo por el que su amor no es aceptado.

Adaptación de la obra teatral del pastor protestante Kaj Munk, considerada como una obra maestra y una de las mejores películas religiosas de la historia. Dreyer no se anda por las ramas y trata de una manera directa los valores cristianos. Reflexiona sobre temas como la oración, el silencio de Dios, la existencia de los milagros, la relación entre ciencia y fe, el perdón o el sentido de la muerte. Su final es uno de los más bellos que se hayan rodado jamás. El film ganó el Globo de Oro a la mejor película extranjera y su director, el León de Oro en el Festival de Venecia.

Cada uno de los tres hermanos personifica una postura diferente con respecto a la fe. El mayor, Mikkel, es un hombre bueno incapaz de creer en Dios. Johannes simboliza la fe por encima de la razón y para Anders el amor supera las diferencias religiosas. En otros personajes vemos más perspectivas: el pastor que representa la fe desde la teología; Inger, la esposa de Mikkel, desde la bondad; y una de sus hijas desde la inocencia de los niños. Para el médico la ciencia está por encima de la religión. La película muestra las convicciones religiosas no como algo superficial, sino como un elemento trascendental para los protagonistas e inseparable de sus vidas. Invita a cultivar la espiritualidad como parte fundamental que es del ser humano y no como un complemento.

[El siguiente comentario revela partes importantes de la trama]
Ante el milagro final -magistralmente planificado-, los padres de los enamorados Anders y Anne, hasta entonces enfrentados por ser de ramas diferentes del luteranismo, acaban entendiendo que ante la grandeza del amor de Dios poco valen nuestras diferencias humanas.

Ordet (La palabra) (fotograma)