3 estrellas
6
Un segundo
Título original: Yi miao zhong
Año: 2020
País: China, Hong Kong
Duración: 114 min.
Género: Drama, Comedia
Categoría: Estrenos
Edad: +13
Director: Zhang Yimou
Guión: Zhang Yimou, Zou Jingzhi
Música: Loudboy
Fotografía: Zhao Xiaoding
Reparto: Zhang Yi, Liu Haocun, Fan Wei, Li Xiaochuan, Li Yan, Liu Yunlong, Tang Ziyue, Yu Ailei, Zhang Shaobo

Durante la Revolución Cultural china, un prisionero escapa de un campo de trabajo, en busca de una película que contiene un noticiario donde aparece su hija. En sus planes se cruza una joven huérfana que, por otras razones, también quiere la cinta y roba una de las latas de celuloide. En su lucha por adueñarse del preciado objeto, acaban llegado a un pueblo en el que va a proyectarse el film.

Zhang Yimou ha vuelto a ser vetado por el régimen chino, que frustró el estreno de Un segundo en la edición de 2019 del Festival de Berlín, pocos días antes de su presentación. Se alegaron cuestiones de posproducción, pero el motivo estaba en una nueva mirada crítica del realizador hacia los abusos del comunismo de Mao Zedong. De puertas para afuera, no se sabe hasta qué punto la censura ha mutilado una propuesta que, pese a todo, refleja los métodos de propaganda y de control de la población de los mandamases chinos.

La historia, basada en una novela de Geling Yan, no funciona tan bien como otras de Yimou, porque no termina de cuajar del todo la relación entre los dos personajes principales. El recluso fugado ha sido repudiado por su familia y, muy a su pesar, ha perdido el vínculo con los suyos. La desamparada chica que conoce cuida de su hermano. En su caso, está falta de referencias paternas y vive en una situación realmente precaria, asumiendo responsabilidades que no deberían corresponderle a alguien de su edad.

El director deja patente su talento tras el desembarco en el pueblo, donde van a pasar la película, de un rollo de cinta que ha sufrido daños y se ha ensuciado durante su transporte. Algunos voluntarios, guiados por el meticuloso encargado de la proyección, limpian con esmero las partes afectadas, permitiendo que se lleve a cabo el evento que los vecinos de una zona rural esperan con verdadero entusiasmo.

Yimou rinde un nostálgico homenaje al cine. Muestra el poder de la imagen fílmica entre el público y el uso legítimo o ilegítimo que se le puede dar. Asimismo, señala la facultad del medio para grabar momentos, aunque con sus limitaciones, porque no es posible detener el paso del tiempo ni resulta suficiente para llenar vacíos afectivos.

Un segundo (fotograma)